La importancia del descanso

   El descanso es una de las variables más importantes dentro de un programa de entrenamiento. Ya sea en tus entrenamientos en sala como en tus actividades colectivas favoritas, el descanso es fundamental para conseguir el mayor beneficio posible del esfuerzo que supone realizar actividad física (este post habla sobre los beneficios del descanso durante unos días o semanas, enfocado a estos meses de verano en los que la rutina del día a día es diferente debido a las vacaciones o el buen tiempo, no valoro los descansos durante los periodos de entrenamiento u otras variables dentro de éstos).

 

   Empezamos el mes de septiembre, en el que generalmente retomamos la rutina del gimnasio y las actividades dirigidas y antes de que comiences con todo ello, es importante que tengas en consideración los beneficios del descanso. Éstos podemos diferenciarlos en dos aspectos 

 

   · El aspecto físico.

    · El aspecto mental.

 

Beneficios del descanso en tus entrenamientos en el aspecto físico:

 

   · Tu cuerpo necesita descansar ya sea o de forma pasiva, es decir, periodos de tiempo (que pueden variar según las necesidades de cada persona), en los que no realices ninguna actividad física de consideración (entrenamiento en sala o actividades dirigidas). El entrenamiento es un estrés que generas a tu sistema y éste necesita sentirse recuperado, puesto que de lo contrario entraríamos en fases de sobreentrenamiento, fatiga excesiva o alteraciones en el sueño y la alimentación (entre otros síntomas del sobreentrenamiento, reduciendo los benefecios de la supercompensación).

 

   · Por otro lado, se podría hacer un descanso activo, en el que dejas tus actividades habituales para realizar otro tipo de ejercicios o deportes a intensidades menores o con un carácter más lúdico. La temporada de verano suele ser un claro ejemplo, ya que durante los meses estivales y, con las vacaciones, solemos practicar otros deportes más propios de esas fechas. El beneficio de este cambio temporal de tus actividades es evidente, ya que tu sistema recibe otro tipo de estímulo diferente al habitual y genera un estado de recuperación sin tener que parar tu actividad de forma drástica.

 

   · El descanso supone una liberación del estrés que se produce en las articulaciones al entrenar, ya que el uso excesivo, repetitivo y continuo de las mismas articulaciones, en las mismas posiciones y rangos de movimiento produce un desgaste que se alivia con el descanso.

 

   · Durante los periodos de descanso los músculos no reciben tanta exigencia, por lo que se pueden relajar y aliviar esas tensiones musculares propias del entrenamiento como contracturas o sobrecargas.

 

Beneficios del descanso en tus entrenamientos en el aspecto mental:

 

   · Como el entrenamiento supone un estrés para tu sistema, el descanso es fundamental para liberar ese componente de planificiación y rutina. La desconexión mental del entrenamiento de forma temporal es muy beneficiosa para reducir el estrés neuromuscular que supone llevar a tu cuerpo a porcentajes altos de exigencia física durante tus entrenamientos.

 

   · Durante esos periodos de descanso se consigue dedicar tiempo a otras actividades que durante los periodos de entrenamiento se ven más comprometidas, por lo que tu sistema se ocupa de otros aspectos que no son los puramente deportivos.

 

  · En los periodos de descanso se almacenan en nuestra mente todas aquellas sensaciones y emociones producidas por el entrenamiento, es el momento en el que nuestro sistema asimila la información y se disfrutan de los beneficios de tu esfuerzo durante meses dedicados a tu cuidado.

 

En definitiva, el descanso es una forma diferente de cuidarte física y mentalmente tan beneficiosa como necesaria.

 

Elige tu forma de entrenar y disfruta de tu descanso merecido.

 

Y tu, ¿te has permitido descansar?

 

Para más información o consultas, puedes ponerte en contacto conmigo:

daniferran@gmail.com

Escribir comentario

Comentarios: 0